Hoy en nuestra sección de Recetas Lomar traemos la elaboración de una rica quiche de verduras en la que, por supuesto, utilizaremos nuestros productos para aportar un sabir unificado y delicioso. Comenzamos con los ingredientes:

INGREDIENTES:

  • Masa quebrada ya preparada (si no la quieres comprar hecha la puedes hacer tú mismo/a)
  • 2 huevos
  • 200 ml de nata líquida
  • 100 ml de leche
  • 1 cebolla morada Lomar
  • 1 puerro
  • 1 diente de ajo blanco Lomar
  • 2 zanahorias
  • Medio calabacín
  • 100 gr de espinacas
  • 100 g de queso a tu gusto, como por ejemplo gruyere o emmental.
  • Pimienta negra, sal
  • Un molde para quiche

Pasamos a ver el proceso de elaboración de nuestra rica Quiche:

  1. Primero debes preparar tu masa quebrada. Si la has comprado hecha, deberás colocarla en el molde de quiche previamente untado de mantequilla para que no se pegue o, incluso mejor, forrarlo de papel de horno. Una vez la masa en el molde adáptala a este y crea algunos agujeros pinchando suavemente con un tenedor.
  2. Tras ello, introduce el molde en el horno a media una altura y hornéalo durante unos 12 o 15 minutos, evitando que se dore.
  3. Mientras la masa se va haciendo en el horno, pasamos a elaborar el relleno. Lava y pela bien todos los ingredientes, córtalos en cubitos o trozos pequeños.
  4. Comienza rehogando con un poco de aceite en una sartén nuestro ajo blanco Lomar, y antes de que se dore añade la cebolla para que comience a pocharse antes que el resto de las verduras. Todo esto a fuego medio.
  5. Tras 5 minutos añade el resto de los ingredientes cortados a la sartén, menos las espinacas que deberás añadirlas al final del todo, ya que en un minuto y removiendo bien todo, se cocinarán a la perfección.
  6. Cuando estén todas las verduras pochadas, añade la sal y la pimienta y reserva.
  7. Ahora hay que elaborar la base de la quiche, la mezcla de huevo, leche y queso. Para ello casca los huevos en un bol y reserva en otro recipiente un poco de la clara, la usaremos para pintar la masa una vez horneada. Espolvorea pimienta en el bol con los huevos y bátelos bien. A esto añade la nata y la leche con una cucharadita de sal y mézclalo todo muy bien. Por último, incorpora a este bol las verduras que hemos pochado y vuelve a mezclar. Así habrás obtenido el relleno.
  8. Cuando la masa quebrada se haya horneado tendrás que dejar que repose 5 min y, después, pintarla con la clara de huevo que habíamos reservado. De esta manera se hará impermeable y mantendrá bien su forma.
  9. Tras esto, echa dentro el relleno repartiendo bien las verduras por todo el molde y, por último, raya el queso por encima.
  10. Ya sólo deberás introducir todo en el horno a la misma altura media de antes a 180º durante 25-30 minutos, hasta que veas que la parte superior obtenga un color dorado.

La quiche se puede degustar tanto fría como caliente pero recomendamos sacarla del horno y dejarla reposar para comerla templada.